23 thoughts on “Y tú, ¿eres profesor ó profe?

  1. Muy buen artículo, sintetiza exactamente lo que le sucede al relator (docente)que necesariamente debe evolucionar junto con los grupos de aprendizaje, como uno más en el equipo de trabajo, ya que todos aprendemos de todos. Yo soy profe en un Instituto de Conductores Profesionales, les hago ver lo grandioso que ellos aportan desde su experiencia y vivencias, es un complementarse permanente, no una situación de enseñanza-aprendizaje en el viejo concepto. Ellos llegan a 4 horas de clase durante 6 semanas luego de su jornada laboral normal, de 9 horas mínimo, y de verdad siento que no les pesa la materia, ya que busco permanentemente la forma de que se involucren, ya que lo importante es lo que incorporan en forma vivencial y no por medio de la memoria, modelo que aun está presente en muchos de mis alumnos, y lamentablemente también profesores. Saludos.

  2. Como Tutor y profesor de Historia/Cívica de alumnos y alumnas de secundaria en Cartavio-Perú; he logrado hacer cada año diversas actividades: organizadores visuales diversos, hacer hablar un poco al que no habla, lograr el respeto entre todos aunque hayan dificultades, presentarme como un ser humano que desea mejorar y que puede tener errores, que con sus disertaciones yo también aprendo, hablamos de los programas de Tv, del terremoto y el incendio en Chile y relacionamos con el tema, analizamos parodias de política, diapositivas con pocas palabras y llamativas con curiosas imágenes/fotos vídeos cortos sobre obras de nuestros alcaldes y que son burla a la comunidad, fábulas, relatos de mi comunidad (paranormal), manejar bicileta juntos un día extracurricular, religión y crítica, pintado y guía de mapas geográficos (algunos alumnos aún no conocen ni su continente), videos caricaturescos sobre el imperio inca y demás civilizaciones, así como no dejarles tarea o dejarles casi nada para su casa como premio por su responsabilidad en aula, etc. Hay más que decir.
    No mostrarse como el sabelotodo da resultados muy favorables. A veces sonreir cuando nos dicen tío, papá, mamá por profesor; incluso profesora por profesor jajaja (recuerdan quizá a su maestra de primaria). Son cosas que no se refiere a insulto sino que te ven como a una persona que ellos mismos estiman y por eso llega a salir de ese subconsciente sustantivos menos pensados.
    Atte.
    Mg. Miguel Núñez Bartolo.

  3. Me encantó tu artículo, habla del perfil del maestro del siglo XXI, soy Lic. en Educación en México, D.F., trabajo en un colegio particular y realmente me identifico con todo lo que comentas y sé que poco a poco lograremos ir cambiando los métodos de la antigua escuela.

  4. Hola, Sandra! Estoy de acuerdo con tu planteamiento. Comparto la mayoría de los puntos que expones. El problema es cuando te encuentras con alumnos hiperactivos o bien que tú mismo exageres en chascarrillos, juegos u otras dinámicas grupales. Adelante.
    Saludos!

  5. Hola Sandra, buenísimo el artículo, definitivamente que hay que cambiar la forma de enseñar, ya los estudiantes no quieren o no están interesados en aprender y es nuestro deber hacer algo para cambiarle esa forma de pensar, Tu artículo es un aporte para los docentes que se interesen en mejorar el proceso de enseñanza y aprendizaje.

    1. Sandra recibe el saludo cordial , estoy de acuerdo con tu artículo , el maestro(a) de hoy ya no debe ser de pupitre; debe ser uno mas que enseña y aprender junto sus estudiantes en forma horizontal , donde los estudiantes se sienta en confianza y que todos participen en la construcción de su propio aprendizaje interactuando con los materiales, estrategias divertidas y significativas practicando la auto evaluación permanente y planteando la mejora en base de sus resultados.

  6. Hola Sandra: creo que tienes razón al proponer un tipo de educación más horizontal, donde maestros y estudiantes están más cerca, la confianza y la integración se logra, porque el el maestro así lo propone. Claro que los límites de respeto nunca se deben perder, en las circunstancias que propones, pienso que se los gana. El maestro que sólo expone, en estos tiempos se ha convertido en un profesor aburrido.Si me pongo a pensar en el fútbol, cuanto tiempo habla el entrenador y cuánto practican los jugadores; es evidente que el mayor tiempo se dedica a entrenar a ensayar, el técnico da breves indicaciones y después durante el proceso corrige. Lograr ese nivel de confianza entre docente y maestro es un verdadero reto para el maestro que no está habituado esa forma de trabajo. Pienso que no hay alternativa, el maestro sí o sí tiene cambiar ante las nuevas exigencias de las nuevas generaciones para poder llegar plenamente. Los maestros tenemos que asumir el reto y empezar a trabajar. Un aspecto importante en esta enseñanza más cercana es compartir emociones, vivir la clase, entregarse. Como dice la frase “Quien da recibe”. Al final de clase el maestro que satisfecho con deseos de seguir trabajando porque sabe su “actuación” dejó su huella.

  7. Buen día Sandra….Me encantó tu exposición….. ojalá y nos demos cuenta de la importancia que tiene el incursionar al mundo, al ambiente de los niños y/o adolescentes …para luego internarlos al nuestro….se requiere de mucha interacción …un chascarrillo no ocaciona falta de respeto….

  8. Ser mas que un simple transmisor de conocimientos es vital, debemos ser educadores lo que implica acercarse al alumno y apoyarlo, estar cerca de esa persona que necesita un amigo, un compañero, un apoyo; e implica no perder tu posición, eres como educador ejemplo, valores. No eres su cuate, compañero de parranda, no eres su payaso, bufón. Es importante guardar el equilibrio.

    1. Gracias Sandra por compartirnos y enriquecernos con tus ideas. Es verdad. cuan importante es buscar mantener una clase dinámica, interesante y renovada. El tiempo en el que vivimos amerita que mantengamos motivados a los estudiantes para el aprendizaje y no que busquemos animarlos, si inquietarlos para cuestionar y crear nuevos conocimientos o reflexiones renovadas. Un abrazo.

      María Isabel Rodríguez

  9. Hola Sandra
    Excelente artículo. Soy facilitado de la enseñanza aprendizaje, especialmente con personas adultas, el mobiliario del aula esta dispuesto en U – muy efectivo, se enseña y evalúa con distintos materiales e instrumentos. Y nuestra tarea es mantener un ambiente agradable dentro de la sesión de capacitación. Saludos.

  10. Estoy de acuerdo con los valiosos planteamientos de Sandra y los interesantes comentarios que ha generado, ya que por no ser Maestro formal, he aprendido mucho al leerlos.

    Desde hace casi 10 años soy instructor en habilidades y capacidades de negocios y ventas para la industria de tecnología de información (es decir, no soy Maestro en el sentido tradicional), y por mas de 20 años he sido gerente de numerosos profesionales de esta industria que han desarrollado exitosas carreras en diferentes empresas y países.

    De la experiencia de desarrollar estas dos actividades, la de instructor (“trainer”) y la de gerente, que tiene facetas importantes como “coach” y mentor, quiero contribuir con la siguiente “mejor práctica” que aplicamos en nuestro medio:

    El valor de que al inicio del curso, en conjunto se definan y discutan entre todos los participantes o alumnos cuales son los objetivos de ese curso, que se espera de el mismo y como cada uno de ellos podrá tener un beneficio o provecho como alumnos, así como cuales son las métricas o conceptos de medición o evaluación formales e informales del desempeño individual y del grupo.

    Esto permite que cada uno entienda el valor de comprometerse y participar con entusiasmo.

    Gracias y saludos

  11. Excelente artículo de Sandra. Muchas gracias por compartirlo con nosotros. Estoy de acuerdo contigo y con los amigos que han dado sus puntos de vista. Soy Sub Director de una Institución educativa del nivel secundaro en Lima Perú. Muchas veces nuestros estudiantes buscan encontrar una expresion de cariño, de comprensión y de afecto en sus profesores, por que en la casa o en el hogar no lo tienen. En estos tiempos de mucha violencia y agresividad el maestro debe ser un amigo, un compañero en esta gran aventura formativa. Saludos a todos. 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *